El Verdugo

Yo siempre he sido un gran ignorante de cuestiones prácticas, porque, tal como sospechaba en mi adolescencia y luego he confirmado en mi primera adultez, los vasallajes del mundo moderno me son tan extraños como a un oso pardo una nevera. Por eso asuntos como la Economía, que son un acertijo envuelto en un enigma dentro de un misterio, me quedan tan grandes. Ahora bien, luego leo artículos magníficos como ‘El por qué de los recortes’, escrito por Vicenç Navarro,
Catedrático de Políticas Públicas en la Universidad Pompeu Fabra, y Profesor de Public Policy en The Johns Hopkins University, y las cosas se me aclaran bastante, confirmo algunas que ya había leído en otros sitios, y doy forma a las propias sospechas, para que todo quede cristalino. De entre las muchas cosas inteligentes que se explican en este texto imprescindible, destaco varios:

1. “…la estructura fiscal del Estado español depende excesivamente de las rentas del trabajo y muy poco de las rentas del capital…”

2. “…cuando esta banca europea contaminada por los productos tóxicos procedentes de la banca estadounidense se paralizó, el dinero dejó de venir a España y la burbuja inmobiliaria explotó, creando un agujero en el PIB español equivalente a un 10% de su tamaño”

3. “…Los bancos alemanes habían prestado en 2009 la enorme cantidad de 704.000 millones de euros a los países PIGS (España, Grecia, Irlanda y Portugal), convertidos en GIPSI con la inclusión de Italia. Esta cantidad es muchas veces superior al capital en reserva de la banca alemana. Si estos países no pudieran pagar su deuda, la banca alemana colapsaría…”

4. “…el objetivo de estos recortes en España tiene poco que ver con recuperar la economía española y sí con que se pague a los bancos europeos, incluyendo los alemanes, lo que se les debe. Así de claro…”

5. “…En realidad, si de verdad tanto el Gobierno Rajoy o el Consejo Europeo desearan ayudar a la economía española, no transferirían estos 100.000 millones a la banca (que no ha estado ofreciendo crédito ni a las familias ni a las medianas y pequeñas empresas), sino a organismos estatales como el Instituto de Crédito Oficial (ICO), con el mandato de ofrecer crédito accesible y razonable (no el que provee la banca hoy) a la ciudadanía y a medianas y pequeñas empresas españolas. Tales transferencias públicas podrían también estimular el establecimiento de bancas públicas (tanto centrales como autonómicas) o cooperativas de crédito que garantizaran la existencia de crédito, uno de los mayores problemas que existe hoy en la España endeudada…”

6. “Y el Gobierno alemán está imponiendo las políticas de austeridad para asegurarse de que a la banca alemana irresponsable se le pague la deuda con intereses (que, por cierto, alcanzan niveles estos últimos que cubren varias veces el coste de la deuda en sí)”

Más claro, agua. Ahora, el mequetrefe que está de presidente del gobierno, llamado Mariano Rajoy, está demostrando ser el peor sujeto que jamás ocupó ese puesto, y puede decir que todo lo hace por España, para salvar España. Pero no es cierto. Ha engañado a todo el mundo, como buen mal gallego (que no se me echen mis amigos gallegos al cuello, porque saben que tengo razón), y ahora se muestra como lo que es: un verdugo del pueblo español. Porque le importa una mierda. Pero como algunos leemos informaciones y textos de internet, en lugar de fiarnos de las estupideces que nos cuentan en los telediarios, ya no pueden engañarnos más.

Da hoy Palazón en su columna varias razones por las que Rajoy debe dimitir. A mí me gustaría dar varias razones por las que deberíamos exigirle que se vaya muy lejos, o simplemente echarle de su puesto a patadas, porque Rajoy pertenece a esa casta (es una casta, verdaderamente) de empresarios-gangsters que yo, y me sospecho muchos otros, conozco tan bien. Gente a la que todo le importa una mierda con tal de medrar y de acumular riqueza. Digo que a muchos ya no nos engañan estos mequetrefes porque sabemos pensar y porque tenemos en internet una estupenda herramienta para averiguar muchas cosas. Pero si Rajoy ha llegado al poder en un país del siglo XXI sólo puede explicarse por varias razones:

1. España fue el único país en el que se estableció el fascismo, al contrario que en Alemania (con Hitler logrando mayoría abrumadora gracias a la manipulación de las masas) o Italia, donde duró tan poco. Casi cuatro décadas de fascismo son tiempo de sobra para que los jefazos dejen todo atado y bien atado.

2. Hitler, el gran genocida, temía a Franco hasta el punto de que volver a entrevistarse con él le producía úlceras violentas.

3. Ese tipo, Franco, o el ‘Enano Sanguinario’, fue lo suficientemente inteligente para que, aún hoy, muchas personas inteligentes no le consideren tan terrible.

4. En un país en el que se cree que el mediodía es a las tres de la tarde, en el que gente que no sabe colocar una coma es leída por miles de personas, es lo más normal que llegue un tarado como Rajoy y se dedique a cargarse el país por orden de los bancos alemanes, y con la insuperable hipocresía de decir que salva España, con el beneplácito idiota de quienes le votaron, ovejitas a las que van a trasquilar dentro de unas horas…

Yo le tengo aprecio a este blog. Si lo cierran, porque lo pueden hacer, lo lamentaré porque he dejado algunas cosas valiosas aquí. Abriría otro, de todas formas, y diría exactamente lo mismo: a todos estos mequetrefes, Rajoy a la cabeza, banqueros, escritores vendidos al poder y a la ignominia, hay que pasarlos a cuchillo porque no van a dimitir, no se van a ir, no van a dejar el poder jamás. Un cuchillo grande, de acero, que no se rompa por muchos cuellos que se corten. No nos van a dejar vivir con dignidad hasta entonces.